lunes, 27 de octubre de 2008

Los momentos eternos de Maria Larssons

fotograma de la película

Una película de Jan Troel.
Magnífica y entretenida. Ambientada al inicio del siglo XX, con la fotografía en sus orígenes comerciales, nos muestra a Maria, quien se enamora de un patán violento, un fortachón que le hace hijos sin parar. Un día descubre una máquina fotográfica y una parte de su vida cambia: ahora puede soñar. Es un filme magníficamente rodado, con intérpretes excepcionales y todo encaminado a una narración ágil, perfecta. Carlos Pumares.

La protagonista dice que su marido era el que mejor bailaba, que hubiese podido conquistar a la mujer que hubiese querido pero que la elegió a ella.

Maldita elección. A pesar del maltrato continuo y de las promesas sin fin, que él le hace, de que va cambiar, María Larssons no es capaz a dejarle nunca, ni si quiera por el fotógrafo, un hombre encantador que la admira con delicadeza.

La película dura 130 minutos, a mi no se me hizo larga pero a mis amigas Clara y Yolanda sí, decían que le sobraba 40 minutos.



3 comentarios:

el maletero dijo...

Parece que a las críticas del "Norte de Castilla" tampoco les gustó mucho. Ya sabes que a mi me pareció excepcional. Y no me parece nada extraño que no dejara a su marido en los comienzos del XX cuando no lo es en el XXI.

maicher dijo...

A friend told me this place I have been looking for, I come, it turned out, I have not disappointed, good Blog!
runescape money

Enrique Carratalá dijo...

Es un peliculón.